LA ARCHIVÍSTICA EN LOS NUEVOS TIEMPOS


LA ARCHIVÍSTICA EN LA POS-MODERNIDAD, Y LOS ARCHIVOS?

Los Archivos y la Archivística no han sido, siempre, procesos que han caminado juntos. El estudio de la evolución de los archivos y el surgimiento de la Archivística como disciplina científica implica analizar dos procesos que no coincidieron cronológicamente hasta los últimos años del siglo XIX. Los archivos más antiguos de los que se tiene conocimiento se remontan a la edad de las antiguas civilizaciones preclásicas (Mesopotamia, Egipto) allá por los años 3000 - 2008 a.c. Sin embargo, el surgimiento de una ciencia que estudiara las características y la naturaleza de los archivos no surge hasta los años 1840-1890 d.c, es decir, recientemente si se compara con los vestigios de los primeros archivos existentes en la humanidad.

 

La Archivística responde a un proceso científico de la época moderna, en el que aparece el método científico como forma de comprender el mundo. En el siglo XIX, es que surge la Archivística como disciplina científica, primero como ciencia auxiliar de la Historia y luego como una disciplina independiente con carácter técnico. Las instrucciones de Natali de Wailly, de 1841, para los Archivos del Ministerio del Interior Francés sobre el Principio de Respeto a los Fondos y la publicación del Manual para la Clasificación y Descripción para los Archivos, en 1898, de los archivistas holandeses Muller, Freith y Fruin son considerados los textos pioneros que dieron origen a este nuevo espacio del conocimiento.

 

Esta ciencia es la responsable de consolidar la teoría, los métodos y las prácticas relacionadas con la producción y conservación de documentos y sus relaciones con los contextos de creación. Su objeto de estudio directo son los archivos que se traducen en conjuntos orgánicos y funcionales de documentos de cualquier tipo y soporte y sus interrelaciones con productores y funciones.

 

Ahora bien, si se aplica la noción de paradigma, propuesta por el físico, historiador y sociólogo de la ciencia Thomas Khun, a la Archivística se puede determinar que esta ciencia, aunque joven, ya ha transitado por cambios paradigmáticos importantes. Varios son los autores que han definido los estadios paradigmáticos de la disciplina que estudia los documentos archivísticos. A continuación se muestra una figura que ejemplifica, a modo de resumen, los dos estadios paradigmáticos de la Archivística desde su surgimiento hasta la actualidad, sus diferentes denominaciones y los autores más conocidos que han estudiado este tema.


 

 

Figura 1. Estadios Paradigmáticos de la Archivística y sus diferentes denominaciones.

Fuente: Linares y Mena (2014) (1)


La Archivística Custodial (patrimonialista, tecnicista, historicista, clásica, positivista) (1898-1980) tuvo su objeto de atención sólo en los archivos históricos; tenía un carácter de evidencia volcado a los documentos como fuentes para la investigación; los archivistas eran considerados los vigilantes por excelencia de los documentos valiosos y raros conservados en los grandes archivos del mundo. El principio de los fondos estaba vinculado a documentos producido por organizaciones del Estado con un marcado carácter orgánico y la teoría de las edades y los valores de los documentos estaba dirigida a los documentos con valor secundario que eran los atesorados por archivos históricos.

 

¿Cuando la Archivística pasaba por tiempos de paradigma custodial qué sucedía con los Archivos? Los archivos eran centros de memoria histórica, cumplían su principal función: conservar y controlar los fondos documentales y facilitar su accesibilidad. Durante esos años surgieron los grandes archivos históricos nacionales pero, también, las redes nacionales de archivos que contemplan archivos municipales, provinciales o estaduales. Los archivos diseñaban y realizaban todos sus procesos en función de usuarios que tenías un perfil único: investigador e historiador. Las características del documento de archivo y sus particularidades diferenciadoras determinaban la forma tradicionalista de trabajo en los archivos. En fin, los archivos y los archivistas se vinculaban a grandes masas documentales, organizadas o no, pero con un valor histórico y de memoria social.

 

Por su parte, la Archivística Pos-custodial (posmoderna, de acceso, social, informacional) (1980 - Actualidad) es un paradigma que surge, principalmente, por el gran impacto de las tecnologías de la información y las comunicaciones en la sociedad y en el mundo archivístico. La Archivística tenía que hacer frente a la llamada “Revolución Electrónica” y sólo un cambio paradigmático podía enfrentar la nueva realidad, pues las teorías y métodos anteriores no resolvían la problemática del mantenimiento de la evidencia de los documentos en entornos electrónicos así como las capacidades para conservarlos, reproducirlos y gestionarlos.

 

La Archivística posmoderna se caracteriza por un redescubrimiento del principio de procedencia, ahora desmarcado de la fiscalidad para enfocarse en el contexto funcional; el documento de archivo cambia sus percepciones diplomáticas; la gestión de documentos se convierte en el centro de atención para mantener la evidencia documental y gestionar información y conocimiento; el modelo de la continuidad es el centro de las teorías y discusiones así como el enfoque de la pos-custodia de los documentos. La accesibilidad supera el énfasis en la conservación de las épocas de custodia, ahora, lo importante es buscar nuevas herramientas, técnicas y modelos que faciliten el acceso y uso de la información a los más disímiles usuarios.

 

Pero, en los tiempos contemporáneos donde esta disciplina científica alcanza los estadios paradigmáticos de la posmodernidad, qué está aconteciendo con los Archivos? Será que los Archivos marchan al mismo ritmo que su ciencia? La realidad de los archivos, infelizmente, no está en todos los países al mismo nivel. En la mayoría de las realidades, los archivos, siguen siendo meros depósitos de papeles desorganizados y sin accesibilidad. La generalidad de las administraciones públicas y privadas no comprende la necesidad de instaurar sistemas de gestión documental que sean capaces de gestionar la información, eficazmente, para ayudar en el progreso económico, político y social del mundo. La custodia física, legal ininterrumpida y la custodia distribuida entre productor y archivo aún no es una realidad palpable. Los procesos archivísticos se siguen desarrollando, en la generalidad de los casos, de forma tecnicista sin aplicar nuevos métodos científicos y tecnologías adecuadas. Los archivistas siguen en su papel de guardianes y no adoptan su rol de profesional idóneo para organizar, localizar, gestionar información, crear nuevos conocimientos y ayudar en la toma de decisiones.

 

Parece cosa de hechizos y de magias que viene de siglos, los Archivos y la Archivística no siempre viajan juntos por los mismos caminos.

 

Notas

 

(1) Linares Columbié, R y Mena Mugica, M (2014). Intodroducción a las Ciencas de la Información. La Habana: Universidad de La Habana.


   430 Leituras


Saiba Mais





Próximo Ítem

author image
NUEVAS NORMAS PARA LA REPRESENTACIÓN DE LA INFORMACIÓN EN LOS TIEMPOS DE PARADIGMA POS-CUSTODIAL.
Setembro/2015

Ítem Anterior

author image
LA DESCRIPCIÓN ARCHIVÍSTICA: LICORES DE SIEMPRE EN TONELES DE HOY
Outubro/2014



author image
DUNIA LLANES PADRÓN

Doctora en Biblioteconomía y Documentación, Título Europeo de Doctorado otorgado por la Universidad de Salamanca, España. Profesora del Departamento de Ciencias de la Información de la Universidad de La Habana, Cuba. Actualmente, realiza Posdoctorado en la Facultad de Filosofía y Ciencias de la UNESP, Brasil.